Molturamos nuestras tierras después de dejarlas oxigenar durante años en espacios abiertos y secadas al sol en campo abierto.
    Gracias al nuevo quemador de biomasa se ha optimizado la calidad y la cantidad de  molturación de tierras varias y propias.  Actualmente podemos suministrar otros sectores que también utilizan arcillas en polvo.
    • Espacios naturales: Nuestras tierras molturadas son utilizadas también en espacios naturales de ciudades y pueblos para embellecer paseos, parques y jardines.
    • Cosmética: Las arcillas tienen la capacidad de absorber toxinas y exceso de aceites de la piel. La arcilla en polvo es utilizada en cosmética natural para máscaras faciales y tratamientos corporales en Spas y centros de estética.  El uso regular de los tratamientos con arcilla limpia y revitaliza la piel mientras mejora la circulación sanguínea.
    • Alimentación animal: La ingestión de arcilla es natural para los animales de pastoreo, si tenemos en cuenta que los suelos agrícolas a menudo contienen arcilla. Actualmente se mezclan arcillas con piensos para complementar la dieta del ganado que no recibe el complemento natural directo de la tierra.
    • Bioconstrucción:  Materiales naturales como el barro, ayudan a realizar construcciones de viviendas saludables, eficientes y sostenibles. Actualmente se usa barro para la bioconstrucción para crear hábitats respetuosos con la salud de sus ocupantes y el Medio Ambiente. Sus principios básicos son evitar los materiales tóxicos, la reducción de la contaminación atmosférica y electromagnética.